Cuida tu mente, cuerpo y alma

Menu

Reflexiones Diarias 21 de Julio. Mujeres que Hacen Demasiado. Anne Wilson Schaef.

Las mujeres que trabajamos de más y hacemos demasiado, y llegamos a la conclusión de que muchas de nosotras, en principio, no nos definiríamos como adictas al trabajo. Sin embargo, hacemos demasiado, estamos demasiado ocupadas, pasamos todo nuestro tiempo cuidando a los demás y, en general, no nos cuidamos a nosotras mismas. Muchas de nosotras hemos cruzado la línea del comportamiento compulsivo, adictivo y autodestructivo y necesitamos hacer algunos cambios fundamentales en nuestras vidas.

mujeresqueamandemasiado. soloporhoy.net

Adicción al Trabajo

 

Solo por Hoy 

 

Conciencia del proceso/miedo

Ahora algunas personas, cuando se sientan para escribir y no les viene ninguna inspiración, ninguna buena idea, se aterrorizan tanto que beben enormes cantidades de café bien fuerte para acelerarlas, o fuman paquetes y paquetes de cigarrillos o toman drogas o se emborrachan. No saben que las ideas vienen lentamente, y que cuanto más clara, tranquila y sin estímulos se esté, más lentamente vienen las ideas, pero las que vienen son mucho mejores.

Brenda Ueland

Uno de los efectos secundarios de nuestra actividad excesiva es que empezamos a tomar sustancias químicas y otras sustancias que crean adicción para mantenernos en marcha. Así, nuestra adicción a hacer demasiado se complementa con una colección compleja de otras adicciones.

Otro de los efectos secundarios de ser mujeres que hacemos demasiado es que nos encontramos progresivamente sin contacto alguno con nuestra creatividad y productividad.

Brenda Ueland utiliza el recurso de convertirse en escritora para volvernos a nosotras mismas. La verdad de lo que dice no sólo se aplica a las escritoras, sino a todas nosotras. Nuestra creatividad y nuestra productividad siempre sufren cuando utilizamos sustancias que crean adicción con el objeto de forzarlas.

“No necesito hacer nada para que emerja mi creatividad. 

Probablemente necesito dejar de hacer algunas cosas”.

Mujeres que hacen demasiado. Anne Wilson Schaef. Codependientes Anónimos. Adicción al Trabajo.

El autotratamiento de Reiki ayuda a eliminar hábitos no deseados, cualquier tipo de codependencias y adicciones, así como  desagradables síntomas psicosomáticos.

Mujeres que hacen demasiado. Anne Wilson Schaef. Codependientes Anónimos. Adicción al Trabajo.

Tan solo necesitarás recibir la iniciación para comprobar los resultados. Reiki es energía de Amor, totalmente inofensivo.

Mujeres que hacen demasiado. Anne Wilson Schaef. Codependientes Anónimos. Adicción al Trabajo.

La práctica del mindfulness es fundamental en la vida diaria de una persona adicta. En realidad, es sumamente beneficiosa para personas de cualquier edad, adultos y niños.

“La adicción a las relaciones es la madre de todas las adicciones”.

 

Reflexiones Diarias 21 de Julio. Mujeres que Hacen Demasiado. Anne Wilson Schaef.

Las mujeres que trabajamos de más y hacemos demasiado, y llegamos a la conclusión de que muchas de nosotras, en principio, no nos definiríamos como adictas al trabajo. Sin embargo, hacemos demasiado, estamos demasiado ocupadas, pasamos todo nuestro tiempo cuidando a los demás y, en general, no nos cuidamos a nosotras mismas. Muchas de nosotras hemos cruzado la línea del comportamiento compulsivo, adictivo y autodestructivo y necesitamos hacer algunos cambios fundamentales en nuestras vidas.

5 (100%) 1 vote
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Quizás te interese

Reflexiones Diarias 21 de Agosto. Mujeres que Hace... Adicción al Trabajo   Solo por Hoy   DeberEl deber debería ser un subproducto.Brenda UelandEl pensamiento de adicción des...
Reflexiones Diarias 14 de Agosto. Mujeres que Hace... Adicción al Trabajo   Solo por Hoy    Expectativas / Éxito Mis expectativas que aumento cuando me acerco a la consecución de mis objeti...
Reflexiones Diarias 10 de Agosto. Mujeres que Hace... Adicción al Trabajo   Solo por Hoy    Metas Realizar tu sueño te hace sentirte perdida. Oriana Fallaci Hace varios años, una de mis a...
Solo Por Hoy