Cuida tu mente, cuerpo y alma

Menu

La Relajación en Yoga. Requisitos Básicos y Postura Correcta

La relajación en yoga se caracteriza porque es un proceso autoridigido y lúcidamente consciente. Así también se desarrolla extraordinariamente la atención y la concentración.

20190320_050518

Durante la relajación en yoga se pueden distinguir en varias fases:

• Toma de contacto o  calentamiento.
• Sesión de asanas (posturas).
• Pranayama (respiración).
• Relajación.

Como podemos ver, la relajación es la técnica básica para culminar una sesión de yoga, ya que tiene la función de distribuir toda la energía que se ha ido acumulando durante el calentamiento, los asanas y la respiración (pranayama).

Tiene un indudable alcance psicofísico y coordina perfectamente la unidad psicosomática.

 

La relajación consciente

La relajación consciente y profunda es, pues, mucho más que una práctica simplemente somática o para aliviar la tensión y descansar.

Es también un método de autopercepción, introversión y autodesarrollo, además de que ayuda a economizar energías, evitar trastornos acaecidos por rupturas del nivel del equilibrio y propiciar acrecimiento de la consciencia.

Esta parte de la sesión es tan importante como las demás en la práctica del yoga, por ello se debe tener muy presentes ciertos requisitos básicos, como por ejemplo la postura que tomará el participante para la realización de la relajación, la respiración que debe seguir durante este ejercicio y la atención consciente para conseguir el objetivo principal de dicha actividad.

 

Postura correcta

Para realizar una relajación correcta es muy importante elegir la postura más adecuada, que en este caso se trata del asana conocido con el nombre de Savasana o postura del cadáver.

Parece engañosamente sencilla, pero en realidad es una de las asanas más difíciles de ejecutar, además de que cambia y evoluciona con la práctica.

Al final de una sesión de asanas, tu savasana será más completa que al comienzo, porque las otras asanas habrán estirado y relajado los músculos de forma progresiva.

Con esta posición la fuerza de gravedad afecta al cuerpo de diferente manera que al estar en una posición erguida.

Por ejemplo, en posición erguida el corazón debe trabajar en contra de la gravedad para enviar la sangre a la cabeza y hacerla volver desde los pies, pero en la postura del cadáver o savasana, el plano horizontal del cuerpo permite que el corazón trabaje más fácilmente y libera el cuerpo de la fatiga muscular que resulta estar de pie.

 

Posición tumbado

Tumbado boca arriba, se colocan los brazos extendidos con las palmas de las manos abiertas hacia arriba y las piernas separadas también levemente dejando caer los pies de forma natural hacia fuera.

Se debe procurar mantener una posición simétrica, ya que la simetría ofrece el espacio adecuado para que todas las partes del cuerpo se relajen.

Los ojos deben permanecer cerrados y la cabeza recta en dirección hacia el techo.

 

La respiración

Nuestra respiración debe permanecer en todo momento calmada y profunda.

Con esta postura todo el cuerpo se relaja en el suelo con la conciencia centrada en la respiración, y en el movimiento del abdomen al respirar.

Se comprueban todas las partes del cuerpo en busca de cualquier tipo de tensión con el objeto de liberarla conscientemente.

Una vez relajados nos podemos abandonar inmóviles en la postura con una respiración más superficial durante unos 10 o 15 minutos, dependiendo de la duración de la sesión.

 

Final de la sesión

Habitualmente para salir de esta postura, nuevamente debemos centrarnos en la respiración y comenzar por mover los dedos de las manos y de los pies, estirando luego todo el cuerpo para ir incorporándonos poco a poco hasta una posición sentada.

Es recomendable evitar una incorporación brusca o rápidamente al finalizar la relajación, ya que con esta postura se induce a un enlentecimiento del metabolismo, pudiendo provocar algún tipo de mareo o malestar.

 

El prana, energía vital

Nuestra consciencia de la respiración se inicia por reconocer a ésta tanto como la respiración física densa, como la fuerza vital del cuerpo y la mente, llamada “Prana“.

La respiración lenta y profunda es una de las más comunes formas de respirar en yoga.

Este tipo de respiración se hace usando la capacidad total de ambos pulmones, en la inhalación y la exhalación, lentamente sin precipitarse llenando primero el estómago, luego los pulmones y por último las clavículas; para exhalar haciendo los mismos pasos inversamente.

Habitualmente en yoga se respira a través de la nariz porque esto ayuda en el control de la respiración limpiando los canales energéticos.

Aportación de la respiración profunda

  • Incrementa la fuente de oxígeno en el cuerpo, lo cual promueve la sanación física y emocional.
  • Previene y disminuye el crecimiento de toxinas en los pulmones.
  • Estimula la producción de endorfinas, químicos del cerebro, y combate la depresión.
  • Expande la capacidad de los pulmones, lo cual constituye concentración, paciencia, flexibilidad y resistencia.
  • Esto también incrementa la secreción de la glándula pituitaria, la cual desarrolla la intuición.
  • Bombea el fluido de la espina dorsal al cerebro, lo cual incrementa la energía.
  • Purifica la sangre.
  • Ayuda a romper patrones de hábitos subconscientes, tales como inseguridades y miedo.
  • Ayuda a combatir adicciones.

 

La Relajación en Yoga. Requisitos Básicos y Postura Correcta

La relajación en yoga se caracteriza porque es un proceso autoridigido y lúcidamente consciente. Así también se desarrolla extraordinariamente la atención y la concentración.

5 (100%) 1 vote
Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter

Quizás te interese

Las Cinco Fases del Yoga. Fase Muscular Se disting... Se distinguen cinco fases dentro de la relajación en la práctica del Yoga. Estas son las siguientes:muscular. articular. respiratoria. ...
Filosofía del Yoga. Arte de vivir Seguro que más d... Yoga en nuestra vida Desde siempre, el ser humano busca escaparse por todo los medios de su condición humana: el sufrimiento, alegrías y penas son ...
Concepción y Embarazo. ¿Cómo puede ayudarte Reiki?... La práctica de Reiki consiste en la canalización de Energía Universal para armonizar el cuerpo, la mente y el espíritu, creando una persona sana y...
Solo Por Hoy